Esta es la marca mendocina elegida por muchos referentes de la música urbana

Fuente: MDZ ~ Dollar es una marca mendocina que llegó a muchos artistas urbanos. En esta nota, hablamos con los creadores para conocer más acerca de su historia.

Joaquín Colomer y Bautista Granella son amigos desde los 4 años. Juntos crearon Dollar, un emprendimiento que nació hace 5 años por la necesidad de encontrar ropa que los identifique, ya que no conseguían ropa que les gustara. Por esta razón, los jóvenes decidieron incursionar en el mundo de la industria textil y crear su propio mundo. En esta nota, hablamos con ellos para conocer más acerca de la marca y su historia, que es muy elegida por artistas urbanos.

Dollar lleva ese nombre porque los identifica la cultura de las prendas de skate y arte callejero donde tuvo su auge en Nueva York en los años 90 y el oversize y el graffiti como un modelo de rebeldía hacia lo impuesto por la sociedad. «Como la moneda de allá es el dólar, sentimos que ese era un nombre ideal ya que a su vez es corto, fácil de aprender y podemos jugar mucho con el nombre a la hora de diseñar», añadieron.

Sesión de fotos Dollar. Foto: Instagram.

«Somos fieles a lo que creemos y siempre encontramos inspiración en el mundo under. La inspiración la encontramos en los amigos y en caricaturas, transformadas en la vida cotidiana de lo que nosotros somos. La hora de diseñar llega sola. Respetamos los tiempos ya que no diseñamos por diseñar, sino que cada cosa que hacemos tiene un sentido y un por qué», indicaron.

Ellos quieren posicionarse como una marca importante a nivel nacional e internacional. Además, quieren que los elijan por su cultura y no solo por su ropa. Se caracterizan por generar una linda relación con la gente que se interesa por ellos, brindándoles y haciéndoles conocer la cultura Dollar, que no solo es una prenda sino un estilo de vida. 

«Consideramos que no nos gusta encasillarnos en un grupo de personas, sino en todo aquel que se sienta identificado con nuestra cultura. Además, aspiramos a las personas que les guste el arte y les apasionan los deportes extremos», expresó Granella.

«Tenemos cortes revolucionarios difíciles de conseguir, rompiendo un poco los estándares y tienen un calce ideal para que la gente se sienta identificada con lo que hacemos. Luego, los diseños son muy importantes para nosotros, están muy pensados para que podamos transmitir un mensaje, ya sea irónico o no, pero no hacemos cosas al azar. Por último, la buena onda con la que comunicamos lo que hacemos, somos diferentes y no seguimos los estándares ni los algoritmos. Somos muy reales con lo que hacemos», sumaron.

«Hemos crecido mucho y hemos logrado posicionarnos en el mercado, con mucha paciencia y no haciendo cosas al azar sino probando, prueba y error. Además, hemos logrado que muchos artistas reconocidos como Dillom, Mya, Chapu, Nova o Sony elijan nuestra ropa para vestir. Lo que nos llena de orgullo».

Videoclip «Tamo Chelo». Foto: Instagram.

«La gente nueva y la gente que nos vuelve a elegir es la que más nos inspira porque eso significa que estamos haciendo las cosas bien, más allá de llegar a algún artista reconocido. Todo empieza por lo cercano y lo que tenemos acá, y eso no tiene precio el que te vuelvan a elegir. Es una satisfacción muy grande y te motiva».

¡Muchas gracias chicos por contar su historia! Esperamos que sigan los éxitos en el emprendimiento.

Clickea aquí para conocer sus prendas.

Dos hermanos coreanos crearon en Argentina una innovadora marca de ropa que explora el metaverso

Fuente: Iprofesional – Journey to Metaverse es la creación de dos hermanos que vieron en la virtualidad una manera de innovadora de llegar a sus clientes

REVOLTes un proyecto iniciado por Daniel y Samuel Cho, hermanos y emprendedores coreanos que viven en Argentina hace casi 30 años. Poco antes de la pandemia, decidieron apostar por la industria argentina y crearon una marca de indumentaria masculina inspirada en la calidad y originalidad. Recientemente fueron por más: presentaron Journey to Metaverse, la combinación entre la moda y el blockchain.

Daniel y Samuel tienen una larga data en el rubro textil. En 2018, más allá de las empresas que ya habían consolidado, querían crear algo con el fin de expresar, ofrecer y transmitir sus valores y estilo. «Nuestro point of view», dicen a iProfesional. «Y al estar sumergidos en este rubro, lo primero que pensamos es hacerlo mediante una prenda, una marca de ropa. Así nació la idea de Revolt», cuentan.

Horas de juntadas entre los dos en la casa de uno u otro, ideando, tomando cursos, llenándose de informaciones, viajando, investigando, probando. Así se fue gestando esta propuesta. «Si bien teníamos en claro muchos aspectos del rubro, nunca habíamos tenido una marca de indumentaria, por ende, tuvimos que estudiar e investigar muchísimo», explican.

La marca para fue creciendo y evolucionando «de manera prolija», explican. «No esperábamos ser algo como un fósforo, que enciende rápido y fuerte, pero se apaga rápido. Queríamos ir creciendo de a poco, que nuestros clientes sean testigos y parte de este camino que emprendimos. Lanzamos la marca únicamente con venta online en plena pandemia en el año 2020. Luego, a medida que fue cambiando la situación con respecto al Covid, abrimos el showroom solamente con cita previa y finalmente por la mayor demanda, terminamos poniendo un horario de apertura y cierre de martes a sábados», relatan.

En cuanto a desafíos, «el hecho de emprender en cualquier rubro en la Argentina te llena de retos. En nuestro caso fueron conseguir las materias primas, la calidad que deseamos, fábricas para producir, limitación en terminaciones de las prendas. También podríamos decir que es un desafío constante tratar de romper un poco ciertos esquemas ya estructurados en el rubro», argumentan..

Según mencionaban los hermanos, ofrecen un producto de mayor calidad y autenticidad que quizás otros que están en el mercado por el mismo valor. El diseño es otro punto que destacaban. «Tenemos prendas super auténticas. Hacemos colaboraciones con artistas locales; ofrecemos nuestra marca como plataforma donde diversos artistas, diseñadores, emprendedores y profesionales locales pueden expresar sus visiones mediante nuestras prendas», cuentan.

REVOLTes un proyecto iniciado por Daniel y Samuel Cho

Cómo entrar al metaverso para trascender

El crecimiento que venían teniendo no les alanzó y fueron por más. «Siempre tuvimos la idea de hacer propuestas diferentes para el mercado argentino. Empezamos a hacer producciones limitadas con artistas mezclando la moda con el arte. Cuando conocimos a los chicos de Bifrost, hicimos un brainstorm para crear una propuesta innovadora trasladando nuestra idea de colaboraciones artísticas con la entrada al mundo de blockchain. Esa unión dio luz a Journey to Metaverse».

Al respecto, explican: «El mundo del consumo, como nosotros lo conocemos, está cambiando mundial y localmente también. Las tiendas físicas ya no tienen la misma importancia que tenían en el pasado. El mercado online está creciendo abismalmente en todos los rubros. En países más conservadores, esa migración al mundo online fue más lenta, pero la pandemia hizo que ese proceso se acelere aún más».

Estas tendencias son el puntapié al mundo del metaverso. «Esto da lugar a una nueva evolución en las transacciones. Tenemos que estar preparados para poder entender y adaptarnos a esta evolución y consideramos que la manera más amigable para aceptar este gran cambio es creando contenidos y productos de arte, ocio y entretenimiento», plantean.

A partir de las noticias sobre NFTs, la blockchain y las criptomonedas, entendieron el ruido que tales conceptos generan y cómo repercute su interés comunicacional en el consumidor. Por eso, decidieron hacer algo relacionado a ese novedoso sector tecnológico para publicitar la marca.

El camino de Revolt al Metaverso

Un abogado que los asesora tenía constituida en el país una empresa importadora de máquinas para el minado de criptomonedas que también exploraba distintos rubros comerciales en lo que es la tecnología blockchain. «Así conocimos al Bifrost», narran.

Bifrost es una empresa dedicada a servicios de stacking y finanzas descentralizadas liderada por Fernando Marinelli, Felipe Zuluaga, Ezequiel Tortorelli, Francisco Zunino Díaz y Facundo Arango. Las dos empresas se unieron para crear una expresión artística sobre prendas como lienzo.

El viaje de Revolt al Metaverso

«Ellos tuvieron la idea de crear los NFTs de nuestras prendas, dado que para ese momento muchas marcas de ropa estaban explorando los mismos horizontes cibernéticos en plataformas virtuales (metaversos) conocidas: marcas como Nike y Adidas lanzaban sus prendas para ser utilizadas con avatares en realidades virtuales como Decentraland y The Sand Box», detallan.

Daniel y Samuel tuvieron la idea de intervenir las prendas con artistas de renombre y no simplemente convertirlas a NTFs para ser utilizadas en blockchain, ya que con ello lograban agregarles una característica especial: que sean únicas.

Ese fue el camino de Revolt al Metaverso, a la posibilidad de que avatares de realidad virtual utilicen/vistan prendas únicas de la marca, el cual decidieron llamar «Journey to the Metaverse».

Desde el punto de vista de la rentabilidad de este desarrollo, plantean: «Los negocios tienen diferentes maneras de tener éxito y rentabilidad. El único factor coincidente en todos los rubros y negocios en el mundo es poder estar presentes en donde se juntan las personas. Crear una comunidad es nuestro objetivo, un negocio con una comunidad va a traer rentabilidad de una manera u otra».

En línea con ello, «el primer paso más cercano del ecosistema blockchain en la moda sería la utilización de criptomonedas como forma de pago», proyectan. Luego, un paso más ambicioso sería el crecimiento del metaverso y que la moda pueda llegar a puntos de expresión mucho más altos en la historia de la humanidad, sin depender de materiales o la tecnología industrial. «Se podría crear una nueva percepción de la moda, obligando a la tecnología de producción a innovar para poder manifestar la moda del metaverso en nuestras vidas», concluyen.

Niji y Santista Jeanswear presentan una cápsula de accesorios sustentables que da vida útil a tejidos sin uso

Fuente: Santista – Niji se une a Santista, líder en la producción mundial de tejidos, para presentar una cápsula de riñoneras y billeteras  fabricados con tejidos de slowmoving, poniendo así la creatividad al servicio del cuidado del medio ambiente. Esta iniciativa se suma al largo recorrido de la empresa textil y de la marca de diseño independiente, como líderes en materia de preservación ambiental.


Ambos proyectos priorizan la producción sustentable y, a la hora de trabajar juntos, Santista Jeanswear propuso un modo distinto de ser responsables con el ambiente más allá de los buenos procesos para fabricar tejidos: usar aquellos que ya existen. De esta manera, no tuvieron que producir nada nuevo, sino que dieron vida útil a tejidos de difícil movilidad.


El resultado es una cápsula con riñoneras y billeteras con la estética distintiva de Niji y la gran calidad de Santista. Esta se puede conseguir a través del sitio web de Niji y en su local situado en  Juramento 5291, Buenos Aires, Argentina. 


“Este proyecto nos entusiasma muchísimo y nos muestra una vez más que no hay una sola forma de cuidar el planeta. Cada acción y cada decisión que tomamos en pos de la sustentabilidad es importante y estas requieren de creatividad e innovación constante. Estamos muy orgullosos del resultado”, comentó Fernanda Rodriguez, Gerente de Jeanswear.


Niji es una marca argentina enfocada en la sustentabilidad que dispone de una variedad de accesorios y prendas de ropa creadas con telas de fibra natural 100% y tintes naturales. 


“Estamos muy felices de haber realizado esta colaboración con Santista y de haber podido crear nuevos objetos dando vida a materiales olvidados. Nos entusiasma seguir colaborando juntos en iniciativas que tengan como prioridad el impacto positivo y la responsabilidad’, señalaron desde NIJI.


Esta colaboración se enmarca en una serie de iniciativas impulsadas por Santista en pos de la sustentabilidad como ser parte de Algodón Responsable Argentino, el uso de encolante biodegradable, el proceso de recuperación de fibras de algodón, la planta de tratamiento de efluentes y la incorporación de telares de última generación con mayor eficiencia energética que generan un 20% menos de consumo.

Sobre Santista:
Santista Argentina, con una trayectoria de más de 95 años en el país, ocupa una posición de liderazgo como productora mundial de tejidos planos para indumentaria profesional, denim y kolor. La compañía se destaca por crear soluciones innovadoras e integradas en el sector textil. Su posicionamiento se extiende tanto a nivel nacional como internacional, brindando a sus clientes el más completo portfolio de productos, servicios y soluciones.
Santista abarca dos unidades de negocios: Santista Jeanswear, líder en la producción de Denim diferenciado y Kolor; y Santista Workwear, líder en producción y comercialización de tejidos para indumentaria de trabajo con sus marcas OMBU, Grafa70 y su sistema de Garantía Total. Con más de 900 empleados, una planta en Tucumán y oficinas comerciales en Buenos Aires. 
Santista posee en su ADN, innovación, sustentabilidad y un claro enfoque en la calidad, generando relaciones de confianza y proporcionando bienestar y seguridad.

El dueño de la marca de ropa Patagonia sacude el mundo de los negocios con una decisión sorprendente

Fuente: Cronista ~ Yvon Chouinard, el multimillonario fundador de la marca de ropa para deportes al aire libre Patagonia, anunció hoy que entregará la compañía a un fideicomiso que utilizará sus ganancias para combatir la crisis del cambio climático.

Yvon Chouinard, el multimillonario fundador de la marca de ropa para deportes al aire libre Patagonia, anunció hoy que entregará la compañía a un fideicomiso que utilizará sus ganancias para combatir la crisis del cambio climático.

En lugar de vender la empresa o sacarla a bolsa, Chouinard, que se hizo famoso por sus excursiones en el Parque Nacional Yosemite y tiene un patrimonio neto de 1.200 millones de dólares, transferirá la propiedad familiar de Patagonia a un fideicomiso y una organización sin fines de lucro.

«Cada año, el dinero que ganamos después de reinvertir en el negocio se distribuirá como dividendo para ayudar a combatir la crisis», escribió el miércoles Chouinard en una carta divulgada en el sitio web de la compañía.

«En lugar de extraer valor de la naturaleza y transformarlo en utilidad para los inversores, utilizaremos la ganancia que crea Patagonia para proteger la fuente de toda riqueza», agregó.

Patagonia continuará operando como una corporación privada con fines de lucro, pero la familia Chouinard, que controlaba la compañía hasta el mes pasado, ya no es propietaria de la empresa, según el New York Times, que informó sobre la decisión el miércoles.

Las acciones con derecho a voto de la compañía se transfieren a Patagonia Purpose Trust, mientras que los papeles sin derecho a voto se entregaron a Holdfast Collective, una entidad sin fines de lucro dedicada a combatir la crisis ambiental y defender la naturaleza. El fideicomiso será supervisado por miembros de la familia.

Si bien las personas ricas a menudo hacen contribuciones financieras a causas, el New York Times dijo que la estructura de la acción del fundador de Patagonia implica que él y su familia no obtendrían ningún beneficio financiero y, de hecho, asumirían una factura de impuestos por la donación.

El estadounidense Yvon Chouinard se enamoró de la Patagonia tras escalar el monte Fitz Roy y decidió bautizar así a su emprendimiento de equipos de montañismo.

Pero todo el universo de Patagonia, la compañía que fundó inspirada en la región, gira en torno a la sustentabilidad. Su firma se erigió como pionera del movimiento de empresas B con un ojo puesto en reducir su impacto ambiental. Todo comenzó en un basurero.

Quién es Yvon Chouinard

Yvon Chouinard nació en Maine, Nueva Inglaterra, pero al poco tiempo su familia se mudó a Ventura, California. A los 14 años se unió al Club de Cetrería de California del Sur donde aprendió todo sobre el montañismo. Poco a poco fue desarrollando esta pasión y durante su adolescencia le gustaba pasar el tiempo con sus amigos escalando Stoney Point, en Oklahoma, o el pico Tahquitz, en California.

Pero Chouinard era inquieto y creía que podía mejorar algunas herramientas que utilizaba para ascensos y descensos. En 1957 fue a un depósito de chatarra y trajo consigo una fragua de carbón usada, un yunque, unas pinzas y un martillo. Con estos elementos se volvió un autodidacta de la herrería y fabricó sus propios pitones – elemento clave en el montañismo – a partir de una vieja cuchilla cosechadora.

SU PRIMER EMPRENDIMIENTO

El boca a boca entre sus amigos volvió su trabajo artesanal en un negocio. En una hora podía hacer dos clavijas recicladas y las vendía por u$s 1,50 cada una. Así montó un pequeño emprendimiento en el patio trasero de la casa de sus padres. Luego empezó a venderlas en el baúl de su auto. Chouinard viajó con su camioneta desde Ventura hasta Punta Arenas para probar y comercializar sus creaciones. Durante su escalada al monte Fitz Roy se enamoró del paisaje patagónico y decidió que su empresa llevaría este nombre.

En 1965 junto a su socio Tom Frost lanzaron oficialmente Chouinard Equipment. Ambos rediseñaron otras herramientas de escalada para hacerlas más resistentes, livianas y funcionales. Con el tiempo también introdujeron otros cambios a sus propios inventos. El empresario se dio cuenta que sus pitones dañaban las rocas, entonces en 1972 lanzó una variante de cuñas de aluminio.

DEL EQUIPO A LA ROPA

El negocio de gear vendía bien, pero las ganancias eran escasas y Chouinard encontró el segmento que haría explotar a su marca casi por casualidad. Para un viaje a Escocia se compró una camiseta de rugby porque el cuello que esta tenía le permitía colgarse las herramientas de montañismo sin lastimarse el cuello. Cuando volvió a los Estados Unidos sus amigos quisieron también tener una, entonces empezó a importarlas. Pronto sumó pasamontañas, bolsas para refugio temporal, guantes, mitones y gorros reversibles.

Patagonia trabaja para extender la vida útil de sus prendas y que sean lo más funcionales posibles para outdoor

Hoy la empresa ronda los u$s 800 millones en facturación por año y continua siendo una empresa privada bajo el mando de Chouinard, de 83 años. Además, de la unidad de equipos e indumentaria en 2012 creó Patagonia Provisions, dedicada al rubro de alimentos con un enfoque sustentable.

Con los años Chouinard y Patagonia se convirtieron en referentes de los negocios con consciencia. Su compañía invierte en prácticas sustentables y dona el 1% de sus ganancias a organizaciones ambientales. Entre 2002 y 2019 ya recaudó más de u$s 200 millones.

Nazar, el dueño de Cardón y Pampero, cuenta el secreto para expandirse cuando muchos cierran

Fuente: Perfil ~ En un año complicado para las empresas, el modelo de negocio que impulsa Gabriel Nazar a partir de las franquicias, le permite «solidaridad» entre los licenciatarios en momentos de contracción, pero unen fuerza para expandirse cuando la situación cambie.

No es nueva la estrategia de crecer para estar bien posicionados cuando el mercado de reactive. Pero más allá de la novedad o no, lo importante es tener «espalda financiera» para hacerlo realidad, cuando el resto apenas trata de sobrevivir. Aunque también se necesita tener una misión definida del negocio

Y este parece ser el objetivo indelegable que impulsa a Gabriel Nazar, empresario de indumentaria en la Argentina, a seguir su expansión aún con los indicadores de una macro complicada. Ejemplo de esto es que espera cerrar el 2022 con 90 locales.

Pero Nazar tiene un secreto, y lo comparte en esta entrevista con PERFIL. «Crecer apalancado en una red de franquicias y licenciatarios que apuestan en tiempos de crisis».

Hacer negocios en un sector textil con muchas trabas

La semana pasada «Gabo» Nazar abrió un nuevo local de una de sus marcas (Pampero) en Barrio Norte en medio un año raro y difícil en muchos aspectos, con los desafíos que le imprime este contexto macro de la Argentina muy adverso en término de dificultades productivas por todas las trabas que hay para la producción y para la importación de insumos, además de las dificultades para conseguir talleres de confección. 

«En el mundo de la confección hay mucha dificultad para producir, imposibilidad total para importar producto terminado, además de muchas dificultades para importar insumos, con lo cual el mundo del abastecimiento está realmente complicado», explicaba Nazar a PERFIL en una charla a fondo sobre el negocio textil.

«La demanda está fomentada por múltiples medidas que buscan alentar al consumo y eso es bueno, pero en ese contexto de desalentar la actividad económica, muchas marcas han cerrado, otras marcas internacionales se han retirado pero nosotros -tanto con Cardón como con Pampero- apuntamos al crecimiento», aseguró. «En Cardón apostamos a fortalecer nuestra red mejorando algunos locales, como por ejemplo ampliamos uno importante en Palermo, en la calle Gurruchaga; pero sobre todo con Pampero estamos apostado a un crecimiento muy notorio y este año vamos a abrir unas 25 sucursales», adelantó a PERFIL.

Vale recordar que el año pasado abrieron el primer local en CABA de esta marca que es sinónimo de ropa de trabajo, en la calle Loyola (Villa Crespo); hace un par de meses otro en Av. San Martín y la semana pasada un nuevo local en la calle Juncal (Barrio norte).

«Esta apertura se da en un mes en que abriremos 3 o 4 sucursales más en Tucumán , en Concepción, en San Luis capital y en Orán, Salta. El objetivo es que de acá a fin de año se abran otros 6 locales para estar a fin de año con más de 90 locales», aseguró.

– ¿Cuál es la fórmula para crecer en este contexto?

–  Creemos que los momentos más adversos son los de apostar y tomar mercados. Nuestros franquiciados y licenciatarios están sufriendo mucho pero los invito siempre en la adversidad a tomar riesgo; aún teniendo una propuesta de producto sub-óptima y aún entregando tarde, aún teniendo una presentación de colección que está por debajo de lo que quisiéramos y aún frustrando nuestra expectativas de ventas, que sigamos apostando a abrir sucursales porque es el momento para reposicionarnos. 

– ¿No es un contrasentido abrir una sucursal cuando hay problemas de abastecimiento?

– Si. Parece un contrasentido abrir una sucursal cuando falta abastecimiento, pero lo que hacemos es reposicionarnos y aumentar la presencia en el mercado, porque creemos que cuando se normalice el abastecimiento y la importación, vamos a estar mucho mejor preparados. Creemos que las crisis no son para siempre. Hemos vivido y producido y expandido nuestras redes desde hace más de 30 años. Cardón lleva 34 años desde la apertura de su primera sucursal y nuestro modelo de negocio ha demostrado ser más ser versátil, resiliente y resistente que el modelo tradicional.

Pampero inauguración local de Palermo 20220905
El último local que Pampero inauguró el pasado 1 de setiembre en Barrio Norte, CABA. 

– ¿Cómo describirías este modelo de negocios en el que se apalanca el «exito»?

Nuestro modelo se basa en franquicias y licencias. Al enfrentar crisis de abastecimiento, o bien crisis financieras sobre una sola espalda es mucho más difícil de soportar que cuando tenés toda una comunidad de negocios unificada y comprometida en una causa común. Si bien en nuestro modelo puro reparte la ganancia, también reparte la carga y el riesgo y así soportamos mejor los problemas y nos preparamos colectivamente para cuando comience a soplar nuevamente el viento de cola. Lo hemos vivido en reiteradas oportunidades. 

¿Qué otras crisis fueron significativas para la empresa?

Argentina es un país que nos tiene acostumbrados a estos momentos y no es la primera vez que pasa. Ya llevamos varios procesos de características comparables. Cuando arranqué en 1988 apareció el Plan Primavera, luego la crisis de 1989, más tarde el arranque de Menem; luego a la bonanza de Domingo Cavallo, siguió la crisis del ’95, del Tequila;luego la gran crisis del 2001, la recuperación hasta 2007 y finalmente otra en 2009 con lo de Lehman Brothers. Fueron varios parates que tuve que enfrentar; sin embargo este modelo de negocios ha permitido sostener mejor los embates que el modelo tradicional porque podemos hacer negociaciones pensando más en el largo plazo.

¿La casa matriz mantiene locales propios o son todos licenciados?

No, la mayoría están licenciados. En el caso se Cardón sólo dos pertenecen a la casa matriz y en Pamepero sólo 1. Una cosa importante es que estos locales no son los más importantes para la marca, sino los que necesitan que le pongamos más trabajo en un momento en particular.

¿Y cómo funciona eso?

Lo estratégico es que nos hacemos cargo de los locales que no está bien porque hay problema con el franquiciado o porque tiene alguna situación puntual que no le permite atender como requiere el negocio. Ahí desembarcamos en esa sucursal, la ponemos operativa y cuando vuelve a operar en niveles de sustentabilidad la volvemos a licenciar. 

¿Tienen operaciones en el exterior?

Si. En el caso de Paraguay Tenemos licenciatarios de ambas marcas. Hemos tenido también en Uruguay pero la cedimos a terceros. Y en la actualidad estamos explorando el mercado de Bolivia. También tuvimos operaciones en medio oriente pero lamentablemente tuvimos que cerrarlas, aunque siempre estamos atentos a nuevas oportunidades. 

¿Qué pasa hoy con los insumos? Comentabas un gran faltante de productos….

La restricción es tal que no hay insumos, no llegan en tiempo y forma, y cuando llegan el que logra importarlos toma decisiones abusivas. Además, se suma el problema de los talleres que tienen alta demanda y poca mano de obra. Esto presiona la inflación sobre los costos de la producción. Básicamente, al no haber disponibilidad de insumos – y los pocos que hay están en extremo caros- el mercado ajusta al nivel del paralelo.

Con lo cual el mercado ya ajustó al paralelo los insumos, porque las medidas que toma el gobierno son hiperinflacionarias. La inflación es la consecuencia.

Pero más allá del contexto seguís apostando…

La expectativa es positiva porque me resisto a pensar que no se van a dar cuenta de que hay un paquete de errores que se han venido tomando a nivel de economía que son de mala praxis. Es muy simple ajustar los errores cometidos, por eso creo que se va a normalizar y vamos a poder tener una oferta lógica y una gestión razonable. Y mi sensación es que las empresas que hayamos apostado a nuestro país y al sector podremos salir mejor paradas.

Nazar, el dueño de Cardón y Pampero, cuenta el secreto para expandirse cuando muchos cierran

Fuente: Perfil – En un año complicado para las empresas, el modelo de negocio que impulsa Gabriel Nazar a partir de las franquicias, le permite «solidaridad» entre los licenciatarios en momentos de contracción, pero unen fuerza para expandirse cuando la situación cambie.

No es nueva la estrategia de crecer para estar bien posicionados cuando el mercado de reactive. Pero más allá de la novedad o no, lo importante es tener «espalda financiera» para hacerlo realidad, cuando el resto apenas trata de sobrevivir. Aunque también se necesita tener una misión definida del negocio

Y este parece ser el objetivo indelegable que impulsa a Gabriel Nazar, empresario de indumentaria en la Argentina, a seguir su expansión aún con los indicadores de una macro complicada. Ejemplo de esto es que espera cerrar el 2022 con 90 locales.

Pero Nazar tiene un secreto, y lo comparte en esta entrevista con PERFIL. «Crecer apalancado en una red de franquicias y licenciatarios que apuestan en tiempos de crisis».

Hacer negocios en un sector textil con muchas trabas

La semana pasada «Gabo» Nazar abrió un nuevo local de una de sus marcas (Pampero) en Barrio Norte en medio un año raro y difícil en muchos aspectos, con los desafíos que le imprime este contexto macro de la Argentina muy adverso en término de dificultades productivas por todas las trabas que hay para la producción y para la importación de insumos, además de las dificultades para conseguir talleres de confección. 

«En el mundo de la confección hay mucha dificultad para producir, imposibilidad total para importar producto terminado, además de muchas dificultades para importar insumos, con lo cual el mundo del abastecimiento está realmente complicado», explicaba Nazar a PERFIL en una charla a fondo sobre el negocio textil.

«La demanda está fomentada por múltiples medidas que buscan alentar al consumo y eso es bueno, pero en ese contexto de desalentar la actividad económica, muchas marcas han cerrado, otras marcas internacionales se han retirado pero nosotros -tanto con Cardón como con Pampero- apuntamos al crecimiento», aseguró. «En Cardón apostamos a fortalecer nuestra red mejorando algunos locales, como por ejemplo ampliamos uno importante en Palermo, en la calle Gurruchaga; pero sobre todo con Pampero estamos apostado a un crecimiento muy notorio y este año vamos a abrir unas 25 sucursales», adelantó a PERFIL.

Vale recordar que el año pasado abrieron el primer local en CABA de esta marca que es sinónimo de ropa de trabajo, en la calle Loyola (Villa Crespo); hace un par de meses otro en Av. San Martín y la semana pasada un nuevo local en la calle Juncal (Barrio norte).

«Esta apertura se da en un mes en que abriremos 3 o 4 sucursales más en Tucumán , en Concepción, en San Luis capital y en Orán, Salta. El objetivo es que de acá a fin de año se abran otros 6 locales para estar a fin de año con más de 90 locales», aseguró.

– ¿Cuál es la fórmula para crecer en este contexto?

–  Creemos que los momentos más adversos son los de apostar y tomar mercados. Nuestros franquiciados y licenciatarios están sufriendo mucho pero los invito siempre en la adversidad a tomar riesgo; aún teniendo una propuesta de producto sub-óptima y aún entregando tarde, aún teniendo una presentación de colección que está por debajo de lo que quisiéramos y aún frustrando nuestra expectativas de ventas, que sigamos apostando a abrir sucursales porque es el momento para reposicionarnos. 

– ¿No es un contrasentido abrir una sucursal cuando hay problemas de abastecimiento?

– Si. Parece un contrasentido abrir una sucursal cuando falta abastecimiento, pero lo que hacemos es reposicionarnos y aumentar la presencia en el mercado, porque creemos que cuando se normalice el abastecimiento y la importación, vamos a estar mucho mejor preparados. Creemos que las crisis no son para siempre. Hemos vivido y producido y expandido nuestras redes desde hace más de 30 años. Cardón lleva 34 años desde la apertura de su primera sucursal y nuestro modelo de negocio ha demostrado ser más ser versátil, resiliente y resistente que el modelo tradicional.

Pampero inauguración local de Palermo 20220905
El último local que Pampero inauguró el pasado 1 de setiembre en Barrio Norte, CABA. 

– ¿Cómo describirías este modelo de negocios en el que se apalanca el «exito»?

Nuestro modelo se basa en franquicias y licencias. Al enfrentar crisis de abastecimiento, o bien crisis financieras sobre una sola espalda es mucho más difícil de soportar que cuando tenés toda una comunidad de negocios unificada y comprometida en una causa común. Si bien en nuestro modelo puro reparte la ganancia, también reparte la carga y el riesgo y así soportamos mejor los problemas y nos preparamos colectivamente para cuando comience a soplar nuevamente el viento de cola. Lo hemos vivido en reiteradas oportunidades. 

¿Qué otras crisis fueron significativas para la empresa?

Argentina es un país que nos tiene acostumbrados a estos momentos y no es la primera vez que pasa. Ya llevamos varios procesos de características comparables. Cuando arranqué en 1988 apareció el Plan Primavera, luego la crisis de 1989, más tarde el arranque de Menem; luego a la bonanza de Domingo Cavallo, siguió la crisis del ’95, del Tequila;luego la gran crisis del 2001, la recuperación hasta 2007 y finalmente otra en 2009 con lo de Lehman Brothers. Fueron varios parates que tuve que enfrentar; sin embargo este modelo de negocios ha permitido sostener mejor los embates que el modelo tradicional porque podemos hacer negociaciones pensando más en el largo plazo.

¿La casa matriz mantiene locales propios o son todos licenciados?

No, la mayoría están licenciados. En el caso se Cardón sólo dos pertenecen a la casa matriz y en Pamepero sólo 1. Una cosa importante es que estos locales no son los más importantes para la marca, sino los que necesitan que le pongamos más trabajo en un momento en particular.

¿Y cómo funciona eso?

Lo estratégico es que nos hacemos cargo de los locales que no está bien porque hay problema con el franquiciado o porque tiene alguna situación puntual que no le permite atender como requiere el negocio. Ahí desembarcamos en esa sucursal, la ponemos operativa y cuando vuelve a operar en niveles de sustentabilidad la volvemos a licenciar. 

¿Tienen operaciones en el exterior?

Si. En el caso de Paraguay Tenemos licenciatarios de ambas marcas. Hemos tenido también en Uruguay pero la cedimos a terceros. Y en la actualidad estamos explorando el mercado de Bolivia. También tuvimos operaciones en medio oriente pero lamentablemente tuvimos que cerrarlas, aunque siempre estamos atentos a nuevas oportunidades. 

¿Qué pasa hoy con los insumos? Comentabas un gran faltante de productos….

La restricción es tal que no hay insumos, no llegan en tiempo y forma, y cuando llegan el que logra importarlos toma decisiones abusivas. Además, se suma el problema de los talleres que tienen alta demanda y poca mano de obra. Esto presiona la inflación sobre los costos de la producción. Básicamente, al no haber disponibilidad de insumos – y los pocos que hay están en extremo caros- el mercado ajusta al nivel del paralelo.

Con lo cual el mercado ya ajustó al paralelo los insumos, porque las medidas que toma el gobierno son hiperinflacionarias. La inflación es la consecuencia.

Pero más allá del contexto seguís apostando…

La expectativa es positiva porque me resisto a pensar que no se van a dar cuenta de que hay un paquete de errores que se han venido tomando a nivel de economía que son de mala praxis. Es muy simple ajustar los errores cometidos, por eso creo que se va a normalizar y vamos a poder tener una oferta lógica y una gestión razonable. Y mi sensación es que las empresas que hayamos apostado a nuestro país y al sector podremos salir mejor paradas.

Son argentinos y fabrican indumentaria calefaccionada con un sistema que es furor

Fuente: Ámbito ~ Nicolás, Matías, Julián y Kevin fueron pioneros en Argentina y vencieron al frío con un particular método de calefacción. La historia de cuatro amigos emprendedores que promete llegar más lejos de lo que alguna vez imaginaron.

Cuatro amigos. Cuatro cabezas mendocinas que llevan adelante el crecimiento sostenido de un emprendimiento que es furor y pionero en nuestro país.

Viven en la ciudad de Mendoza, precisamente en Chacras de Coria, departamento de Luján de Cuyo. Cerca de la montaña, donde se pueden realizar un sinfín de actividades deportivas como andar en bicicleta, en moto, trekking y demás.

Cansados de sufrir las inclemencias del tiempo, Nicolás Molina, Matías Arias, Julián Sánchez y Kevin Schejter, decidieron emprender y cranear un invento que les permita realizar sus actividades al aire libre sin necesidad de cubrirse con muchas prendas para soportar el frío. Se juntaron, probaron diferentes alternativas, analizaron el mercado y finalmente decidieron crear WanderWarm.

Así surgió la marca

Kevin, es ingeniero industrial y gerente comercial de la empresa (lidera al área de marketing). En diálogo con Ámbito recordó que “en un principio, la idea originaria fue de Nicolas y mía; habíamos charlado en el año 2019 sobre la posibilidad de fabricar ropa calefaccionada. Intentamos comenzar, pero por el estudio de nuestras carreras universitarias, (no teníamos tiempo suficiente para dedicarle) no pudimos empezar. Año siguiente, plena pandemia (yo había viajado a esquiar a USA, donde vi guantes y medias con calefacción), los sumamos a Matías y a Julián (la familia de Julián es dueña de una empresa textil reconocida, ellos nos ayudaron mucho en el comienzo). Decidimos hacer algunas pruebas y le fuimos dando forma (primero hicimos chalecos). Ahora tenemos, chalecos, calzas y camperas con calefacción, por otro lado, también fabricamos buzos, remeras y comercializamos gorras”.

Los motivos por los cuales emprendieron fueron claros desde un principio. “En parte por una necesidad propia, a la hora de realizar nuestras actividades favoritas (los cuatro somos muy fanáticos de las actividades al aire libre), nos veíamos limitados en el invierno, a no realizarlas o a tener que usar demasiada ropa para abrigarnos (incomodidad)”, sostiene.

Y apunta en cuanto al objetivo de la marca: “Lo que buscamos con nuestros productos, además de nuestra propuesta de valor que es la calefacción, es que sean productos clásicos (estéticamente espectaculares y de una calidad superlativa), para que la gente que los compra, pueda utilizarlos tanto en temporada invernal como en el resto del año. Los clientes terminan usando los productos todos sus días, no se los sacan más”.

Los cuatros amigos se conocen desde los 2 años, fueron compañeros de colegio y además viven cerca. Hoy en día son tres los que están trabajando con el proyecto y “vamos a sumar nuevos productos, y nueva tecnología para el 2023, ¡es sorpresa!,” adelante Kevin.

Cómo se utiliza la campera

“El funcionamiento es el siguiente, dentro de cada prenda nosotros integramos el sistema de calefacción, quedando un conector USB y un botón para que el usuario pueda interactuar con el producto. El USB sirve para conectarlo a nuestra fuente de energía (un powerbank o un conector USB, se utiliza para conectarlo directamente al conector de las motos), este última alimenta al sistema de calefacción con corriente, y en cada pad se disipa esta energía en forma de calor (los pads tienen un entramado de cobre muy fino por donde circula la corriente). La energía que utilizamos no pone en riesgo al usuario, es muy poca cantidad (5 voltios y 2 amperios)”, explica en detalle el joven ingeniero.

Y agrega: “Con el botón, uno puede encender o apagar el sistema de calefacción (normalmente, no se tiene encendido todo el día el sistema, si tiene frio lo enciende, y cuando llega a un lugar con temperatura agradable lo apaga). El botón (switcher) nos permite regular la temperatura, los sistemas de calefacción tienen 3 temperaturas de operación. (37 C,45 C y 55 C).

Sobre el funcionamiento de las baterías, Kevin aclara que se recargan como un teléfono, dentro de su packaging viene el cable para cargarlo y es más, también sirve para cargar los celulares”.

La repercusión en el público

En cuanto a la devolución del público, Kevin se mostró muy agradecido con la repercusión que han tenido cada uno de los productos. “Al principio apuntamos a condiciones extremas de frío y después nos dimos cuenta que la gente lo utiliza para inmensidad de cosas (motociclismo, esquí, trekking, cliclismo, trabajo, pesca y para su vida cotidiana). Vendemos a través de nuestra página web wanderwarm.com.ar, también ventas al por mayor, tanto a nuestros distribuidores en las distintas provincias, como a empresas. Destacamos trabajos como con escuelas de esquí (SKIMAX en Bariloche), como también con concesionarios de autos (Yacopini Mercedez Benz en Mendoza)”.

Asimismo, agregaron que están “trabajando en nuevos canales de venta en el exterior y la producción de productos no para en ningún mes del año. Siempre trabajamos a contra temporada con la producción, ya que, con demandas estacionales sucede que en sus picos supera a nuestra capacidad real de producción (debemos de hacernos del stock para no incurrir en faltantes)”.

La expansión de la marca

Con objetivos claros y concretos, los jóvenes emprendedores apuntan a que la marca se expanda por todo el mundo. “Hemos hecho contacto con Chile, Brasil, Uruguay y Estados Unidos. Está más avanzado lo de Chile, que probablemente en 2023 tengamos distribución a nivel país, y por otro lado, lo de Estados Unidos también está en proceso, hemos mandado muestras a varias empresas interesadas en la distribución de nuestros productos (han quedado conformes con nuestra calidad, siendo esto gratificante, ya que el estándar americano es muy alto)”, aseguró Kevin.

Y completó, a modo de reflexión y ejemplo para los jóvenes que aún no se decidieron por emprender: “Los primeros 2 años fueron casi ad honorem (el primer año literal no cobrábamos sueldos y el segundo, sueldos que eran muy bajos). Hoy en día, por suerte, podemos vivir de esto, trabajamos mucho y con mucho esmero. Nos apasiona lo que hacemos y somos fanáticos de nuestra empresa. Tenemos oficinas y un depósito para el operativo diario, y la idea es seguir creciendo. Estamos trabajando en nuevos proyectos para fomentar la economía local y regional. Nuestra visión es ser la empresa de indumentaria calefaccionada líder en el mercado sudamericano (quien dice que el día de mañana, apuntemos a nivel mundial. Paso a paso…”

La marca de indumentaria del interior cordobés que llegó a vestir a un equipo de Primera Nacional

Fuente: La Voz ~ @athleticargentinaoficial – Una firma pequeña y joven de la provincia de Córdoba diseñó y fabricó una camiseta para jugar en la principal categoría de ascenso del país. Saltaron de los equipos de “pueblo” al fútbol profesional.

Mientras jugaba al fútbol en la primera de su club, luego de terminar el colegio secundario con orientación comercial, a un joven se le ocurrió una idea, que más que idea era un sueño: juntar esas dos facetas de su vida para tener su propio emprendimiento, su “fábrica”.

Leonardo Olmos, el protagonista de esta historia, muchas veces contó ese pensamiento en voz alta en el vestuario y sus compañeros le dijeron que estaba “loco”, que era imposible armar una marca de indumentaria deportiva desde el interior de Córdoba que llegara a los primeros planos, al fútbol profesional.

Y hoy, a sus 34 años, el mismo Leonardo Olmos siente que después de mucha lucha, de muchas piedras en el camino, empieza a alcanzar ese espacio. Que llegó “a las grandes ligas”, como le dice a su círculo íntimo.

Aunque eso significa, ahora, muchísimo más trabajo, y también nuevos desafíos y metas. Un horizonte nuevo, difícil.

Olmos, quien hoy sigue jugando en el club Sportivo Belgrano de Almafuerte de su ciudad (ubicada a 97 kilómetros de la capital cordobesa, en el departamento Tercero Arriba), le dio vida a su propia marca, que ahora observa con mucha emoción en partidos que se televisan por TyC Sports.

Athletic Argentina,una marca de indumentaria deportiva nacida en 2014, acaba de “debutar” en la Primera Nacional.

Luego de una larga espera y cientos de licitaciones que no se dieron, quedaron seleccionados por Gimnasia y Esgrima de Jujuy para vestir al “Lobo” (finalizó contrato con Retiel).

Firmaron un vínculo hasta diciembre de 2023 para vestir a todas las categorías y disciplinas de la institución jujeña.

La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)

Vivieron una presentación con todas las luces, y esta exposición les abrió la chance de arribar también a otros clubes de la divisional. Algo que parecía una quimera poco tiempo atrás, cuando la pandemia de Covid-19 los paralizó.

“Esto arranca en 2014. Yo siempre quise tener una empresita, algo propio. Siempre fui curioso, me gustó aprender. Con lo que estudié en secundaria, en la especialidad comercial, me largué y empecé a darle forma a mi idea de tener una marca de indumentaria deportiva. Conseguí una costurera y arrancamos. En ese inicio fue vestir a los equipos de fútbol de los dos clubes de mi ciudad, Belgrano y Atlético de Almafuerte, donde yo jugaba en ese momento. Hicimos 700 prendas en total en ese primer año. Luego les fuimos vendiendo a los equipos de la Liga Riotercerense, y en el tercer año empezamos a salir con equipos de afuera de la provincia. Así se fue dando todo, paso a paso”, recuerda Olmos.

Ocho años después de ese comienzo, Athletic Argentina se transformó en una de las marcas que viste a equipos de la principal categoría de ascenso del país. Un paso enorme.

Sport Lyon (Ferro, Instituto), Hummel (Chacarita), Mitre (Estudiantes de Río Cuarto, Nueva Chicago), Il Ossso (All Boys, Independiente Rivadavia) y Errea (Belgrano) son algunas de las firmas que visten a los clubes de la divisional.

Ahora, la cordobesa Athletic forma parte de ese selecto grupo.

“Con distintos contactos que fuimos conociendo de los clubes, empezamos a licitar, a intentar avanzar y a dar otro salto. Estuvimos en varias oportunidades cerca de llegar a equipos de la Primera Nacional y se dio ahora con Gimnasia de Jujuy. En su momento, varios clubes nos llamaron para participar de sus licitaciones, pero competíamos con marcas internacionales. En Platense perdimos con Hummel, para darte un ejemplo. Nunca podíamos mostrar nuestro trabajo a ese nivel. Sabíamos que el producto era bueno, pero nos faltaba ese espaldarazo. Es una marca nueva y chica. Siempre que nos preguntan, decimos que es del interior del interior. Y es todo más cuesta arriba. En algún momento tenía que salir y se dio ahora”, destaca Olmos, de 34 años, su propietario y fundador.

La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)

De Almafuerte a la Primera Nacional

Athletic Argentina es un emprendimiento familiar que ha ido creciendo y actualmente emplea de forma directa e indirecta a unas 40 personas. El arribo a Gimnasia de Jujuy generó interés de otras instituciones importante y abrió nuevas puertas.

“Luego de esto de Gimnasia, ya han preguntado y llamado varios clubes de la categoría. Se empezaron a dar más reuniones. Ha generado expectativa. Que te llamen para pedir una reunión ya es importantísimo. Quiere decir que la ropa ha tenido aceptación. Es todo nuevo para nosotros. En el caso de Gimnasia, hubo que hacerles la ropa a todas las disciplinas del club. Se presentaron las muestras, con ropa de concentración, de entrenamiento, de verano, tiempo libre, todo. Una vez que el club da el visto bueno, se empieza a producir. Desde aquí, en el interior de Córdoba, se hace todo”, destaca Olmos, quien recuerda aquellos inicios en la casa de su madre: “Arrancamos a fabricar en un salón en la casa de mi mamá. Ahora nos estamos reestructurando, luego de la pandemia. Estuvimos un año sin hacer nada y nos liquidó realmente. Estamos renaciendo en todo sentido. Ahora nos trasladamos al centro de la ciudad de Almafuerte, en un local chiquito con venta al público. En el otro salón está la parte de producción y los talleres de costura, que están tercerizados, porque la mayoría de la gente que cose es mayor. La gente mayor quiere hacerlo en su casa. Nosotros les armamos todos los cortes semanales y se los enviamos. Tenemos talleres de costura en las ciudades de Los Cóndores, Berrotarán, Almafuerte, Río Tercero, Alta Gracia y Córdoba”.

La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina).
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina).

Olmos se apoya en su pareja, Mara Martínez, quien lleva la parte administrativa de la marca que es conocida en el fútbol amateur cordobés. Además, su hija Carola suele ser la “modelo” de muchos diseños de ropa de tiempo libre.

Algunos clubes que visten actualmente son Sarmiento de Leones, Mutual San Jorge de Santa Fe, Caleta Córdoba de Comodoro Rivadavia, todos en el Regional Amateur.

Del interior provincial, también hacen la indumentaria de Banda Norte de Río Cuarto, Atlético Río Tercero, Vecinos Unidos de Río Tercero, Lutgardis Rivero de Alcira Gigena, y más.

“Todo fue creciendo. Empezamos con un diseñador y ahora tenemos tres. Antes, en impresión y estampado teníamos un solo chico, y ahora tenemos cuatro. Estamos cociendo actualmente 1.500 prendas en una semana y en el primer año hicimos solo 700 prendas, para que te des una idea. Y hoy tenemos 20 costureras repartidas en distintas localidades. Debemos ser unas 40 personas que trabajan, sin contar los revendedores… A veces tenemos miedo a la situación económica, como todos. Hay inestabilidad y poca ayuda para los emprendedores. No somos una gran empresa, somos una empresa familiar, como digo siempre. Se hace difícil acceder a créditos y a beneficios para poder armar tus instalaciones y la infraestructura. Tenés que ir haciendo todo muy medido, porque de un momento a otro quedás patas para arriba. Hay varias propuestas para agrandar nuestras instalaciones. No queremos dejar de lado a las ligas del interior porque tenemos mucha demanda. Ya empezamos a trabajar en el diseño de otro club de Primera Nacional del que no podemos decir su nombre, porque tiene contrato. Sería para el año que viene. Hasta fin de año no podemos tomar más nada. Esperemos en 2023 tener mayor estructura para tomar dos o tres clubes más del fútbol profesional”, se ilusionan desde Athletic.

La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina).
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina).

La nueva piel del Lobo y lo que viene

La nueva camiseta de Gimnasia de Jujuy se estrenó el pasado lunes 8 de agosto, en el triunfo 3 a 1 ante Quilmes de la fecha 28.

La aceptación y el primer impacto fue muy bueno entre los hinchas, que destacaron el diseño clásico, pero también jugado, con un Lobo que puede verse en tono gris en el fondo de la camiseta.

La presentación contó con la presencia de jugadores históricos del club, con Mario Humberto Lobo a la cabeza, y también con figuras de, actual plantel, como Cristian Luchetti, Gabriel Méndez y Leandro González.

La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina).
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina).
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)
La nueva indumentaria de Gimnasia de Jujuy, en la Primera Nacional, diseñada y fabricada en el interior de Córdoba. (Fotos gentileza Lorena Farías para Athletic Argentina)

La camiseta tiene, además, toda una tela aireada de fácil secado, con mayor comodidad y mayor rendimiento.

“Siempre la idea fue hacer las cosas bien, cumplir con todos los clubes. Queremos entrar en el mercado para quedarnos. Queremos perdurar, ir creciendo y darle trabajo a la gente del pueblo. Que el día de mañana sea una fábrica con muchos más empleados. Sería algo hermoso. Creemos que tenemos una línea muy actual, siempre estamos innovando en lo que se usa. El futbolista te obliga a crear, diseñar y evolucionar. Queremos estar a la vanguardia, que los modelos sean lindos, llamativos. Eso nos llevó a poder vestir un club de la Primera Nacional. Los dirigentes de Gimnasia de Jujuy nos trataron muy bien, han sido agradecidos y están contentos con el producto. Les presentamos el proyecto de abrir más puntos de venta de su indumentaria, para que en Jujuy haya más acceso a comprar la ropa del club. Queremos que el producto llegue a todos lados. Tenemos también nuestra tienda online, pero nos reunimos con todas las casas de deportes en Jujuy. Por ser la primera experiencia, ya es muy buena”, cierra Olmos, quien trabaja “de lunes a lunes” en este emprendimiento y “sólo corto para ir a jugar los domingos los partidos de la Liga Rioterencerse”, se ríe.

De esa forma, con esfuerzo y sacrificio, pero también soñando en grande, logró que una marca del interior cordobés pisara la Primera Nacional.

REVOLT: la marca argentina que propone  el encuentro entre la moda, el arte y los NFT

De la mano de Bifrost se comercializan las prendas únicas en formato físico y digital.

Revolt es un proyecto iniciado por Daniel Cho y Samuel Cho, dos hermanos y emprendedores coreanos que viven en Argentina hace casi 30 años. Poco antes de la pandemia, decidieron apostar por la industria argentina y crearon una marca de indumentaria masculina inspirada en la calidad y originalidad. Recientemente hicieron un anuncio que dobla la apuesta: presentaron Journey to Metaverse, la combinación entre la moda y el blockchain. 

La propuesta comienza con la alianza de Revolt y Bifrost, esta misma es una empresa
dedicada a servicios de stacking y finanzas descentralizadas liderada por Fernando Marinelli, Felipe Zuluaga, Ezequiel Tortorelli, Francisco Zunino Díaz y Facundo Arango. Las dos empresas se unen para poder crear una expresión artística sobre prendas como lienzo. Revolt se une con artistas como Diego Roa, Juan Cino, Baldomero BragaGordon, Henry Anglas y Alejandro Clementoni, quienes fueron convocados para intervenir prendas de la marca. Esta colección de arte se vuelve más especial gracias al puente que crea Bifrost hacia el mundo de las NFT y el Blockchain.

Este proyecto propone que quien compre un NFT se lleve como plus la prenda intervenida de la marca. La presentación de las piezas únicas intervenidas por los autores se hizo en la Galería Thames, donde acudieron todos los artistas que participaron de la colección. La propuesta fue pensada para varias ediciones más, donde se convocará a más referentes de distintas áreas del diseño y la creatividad. 

Estamos constantemente en búsqueda de nuevas alianzas para alimentar nuestra creatividad y explorar nuevas formas de arte, siempre garantizando un producto de calidad. Este proyecto nos pareció la idea perfecta: el encuentro entre el arte y el blockchain ya es un hecho, y quisimos incorporar la moda a esta experiencia del metaverso”, comentaron los hermanos Cho, felices por los resultados obtenidos.

“Cuando uno compra un NFT, lo que está adquiriendo es toda una experiencia. Lo mismo sucede con la moda si uno lo piensa no solo como prenda de ropa sino como una forma de expresión y es por eso que nos enorgullece tanto nuestra alianza con Revolt”, señaló Marinelli de Bifrost.

Esta no es la primera colaboración que realiza la marca. Suelen buscar inspiración en alianzas con otros proyectos y voces como estampas creadas por tatuadores y diseñadores gráficos. “Queremos crear un ambiente en el cual los emprendedores se puedan rebelar mediante la ropa, que esa rebeldía la sienta el usuario y también pueda manifestarlo con su propio estilo.” comentan de Revolt.

LOS ARTISTAS Y SUS OBRAS

Diego Roa, artista nacido en Puerto San Julián, Argentina que hizo exposiciones de su arte en Buenos Aires, New York, París y Barcelona entre otras ciudades, expresó todo su arte único y distintivo en un tapado de lana. Baldomero Bragagordon, actualmente el jefe creativo de Vulk, creó su talismán de la suerte con objetos antiguos sobre una campera de algodón. Henry Anglas, un exponente del tatuaje con estilo realista, se encargó de explayar sus habilidades sobre una campera de cuero. Juan Cino, artista visual nacido en la Patagonia, trasladó su arte callejero usando una campera como pared. El proyecto también contó con la intervención de Alejandro Clementoni, artista reconocido por la co-creación de Doctors Brush en Roma customizando motores por toda Italia, que creó su obra sobre un casco. Además, Revolt y Bifrost aportaron con dos obras propias que se inspiran en su esencia y su pasión.

Las obras de arte están expuestas en el showroom de Revolt y también se pueden apreciar en la cuenta de Instagram de la marca.

La vida en colores: el optimismo visual llegó a nuestro armario, ¿cuál es el mensaje de las marcas y diseñadores?

Fuente: Cronista ~ En tiempos de incertidumbre y desafíos profundos, el acto de vestirse puede convertirse en un juego que nos produzca alegría y en un testimonio de fuerza y optimismo/¿Qué marcas argentinas interpretan esta tendencia y cómo?

El mundo cambió, nosotros cambiamos, y las tendencias cambiaron. Cambió la sociedad y cambiamos como consumidores. No es ningún secreto que la pandemia y los diferentes confinamientos que vivimos redefinieron la manera en la cual nos relacionamos con nosotros mismos, con el mundo, y también con la ropa. Fue necesario que transitemos por la cuarentena para darnos cuenta que había prendas en nuestro armario que no gritaban nuestro nombre. Prendas que parecían ajenas, como si fueran de otra persona, que no reflejaban quienes somos, ni qué deseamos.

WGSN, la compañía de pronóstico de tendencias más importante del mundo, nos habla de que, si bien hay capas de miedo, también sucede – aún en tiempos de guerra e inflación -, un sentimiento de optimismo en distintas sociedades, en la cual el enfoque va a apuntar a la alegría y al placer ¿El objetivo? Que el acto de vestirse sea un juego que nos produzca goce, placer, disfrute. En cierta manera, el optimismo visual nos invita a ser niños otra vez, y jugar con la ropa.

En paralelo, podemos conectarlo con la gran tendencia de nostalgia que estamos atravesando desde mediados del 2020, con la vuelta del tiro bajo, de los 2000, y del #Barbiecore, una corriente inspirada en Barbie y su mundo en todos los tonos rosas que existen. ¿Por qué volver atrás? Porque necesitamos reconfortarnos en lo conocido, entre tanta transición mundial e incertidumbre.

Estamos en búsqueda de alegría, entusiasmo, esperanza y diversión, alentados por la valentía: la determinación de seguir adelante y seguir sonriendo ante los crecientes desafíos, por muy complejos que sean. Este optimismo, trasladado a la indumentaria, nos deja una explosión de colores vibrantes y llamativos que inundan nuestros armarios, invitándonos a ver la vida en colores.

Con colores pastel, Las Pepas optó por transmitir un aire de calma. Foto gentileza @laspepasint

Lo que entendimos es que la moda es una forma de expresarnos, de dar nuestro mensaje al mundo, de contar quienes somos, más allá de ser una manera de vestir. Ya lo decía Paul Watzalavick, teórico, filósofo y psicólogo, en su primer axioma de la comunicación: «no existe la no comunicación». Además de las palabras, los gestos y el tono de voz, la moda es una de las tantas maneras de comunicar que tenemos. Es una forma de expresión a través de la cual transmitimos nuestra identidad: damos nuestro mensaje al mundo. Y el color no puede quedarse al margen: el optimismo visual nos invita a soñar con un mundo mejor.

Sin ir mucho más lejos, los colores brillantes y atrevidos, combinados en tonos pasteles y más saturados, inundaron las colecciones Otoño-Invierno de las marcas de moda locales. Los creativos encargados de dar vida a las prendas utilizan el recurso del color como una manera de contar los tiempo en los que vivimos.

Los colores en la moda evolucionan, mutan, cambian a la par nuestra. El color es una invitación a expresarnos, a mostrar nuestra personalidad: suave, fuerte, vibrante, intensa, llamativa, calma. Cloetas, por ejemplo, apuesta a esta temporada estival con colores vibrantes y llamativos, sobre todo el rosa, aplicados en piezas clásicas.

«la paleta de colores es muy importante, es un anclaje para nuestras colecciones, y apostamos al color en todas las tipologías. La idea es crear un cuento a través del color» me explicaba Rocío Ortiz, diseñadora de Furzai.

El minimalismo que surgió a principio de la pandemia con formas simples y amplias, en paleta de colores neutros, dio paso a una transformación irremediable, con una moda llena de colores alegres, atrevidos y brillantes, buscando la felicidad a través del uso del color. Las Pepas optó por una paleta de colores más desaturada, transmitiendo un aire de calma, desde los colores pasteles hasta la gama de colores más oscuros, con un mix perfecto de estampas densas y contrastadas.

Piezas clásicas y colores vibrantes: el concepto esta temporada de Cloetas. Foto: gentileza @cloetas.

Para Jazmín Chebar sin duda alguna el gran protagonista de la temporada también es el color, tiñendo el armario con las saturaciones más potentes y vibrantes. Pero ojo: los colores brillantes deben intercalarse con tus básicos para seguir aportando ese elemento de alegría, y aportar su cuota de versatilidad. No hay medias tintas a la hora de vestir, y, desde luego, se avecina una primavera – verano poco apta para los más tímidos.

Y a la hora de hablar de accesorios, Flaneur logra hacernos suspirar. Desde los pasteles hasta los más vibrantes, nos invita a utilizar el recurso del acento de color con sus clutches artesanales, realizados en cristal, resina, cuero trenzado, rattán, esterilla de rattán, piel.

Tal vez, pase lo que pase alrededor, sea el momento justo, y el lugar correcto, para que todos salgamos a la calle vestidos de colores, llenos de optimismo y de fuerza, listos para dar nuestro mensaje al mundo.

///

Sobre la autora de la nota: Aniela Remorini (@soyaniela) es estilista y consultora de imagen argentina. Con formación en Relaciones Públicas e Institucionales, volcó toda su pasión en la moda y estudió en las academias Parsons, Central Saint Martins y Fashion Institute of Technology, ubicadas en Nueva York y Londres, consideradas las más importantes del mundo. Desde la ciudad de La Plata, su propósito es mostrar que una moda distinta es posible. La argentina con sangre lituana es una amante de los animales, la naturaleza, su cámara de fotos y el sonido del mar.

Foto destacada: gentileza Unsplash (PH Jason Leung)