Semáforo de la Industria de la Indumentaria Argentina – Febrero 2019

La producción de ropa cayó 15,5% en diciembre

La crisis del sector de fabricación de indumentaria no se detiene

Fuente: CIAI ~ Hoy el INDEC dio a conocer el nuevo dato de producción física de prendas de vestir: 15,5% de caída respecto a diciembre de 2017. Para todo 2018, la disminución fue de 7,8%. Por su parte, la producción de hilados y tejidos (eslabón textil de la cadena de valor) mostró una contracción interanual de 36,3% en diciembre.

Semejante contracción deja en evidencia la magnitud de la crisis que atraviesa la cadena de valor en nuestro país. Esto vuelve imperativa la necesidad de diseñar, consensuar e implementar políticas públicas que eviten la quiebra de empresas y la destrucción de puestos de trabajo, teniendo en consideración que el principal factor de la actual crisis es la caída del consumo de prendas.

A su vez, el INDEC dio a conocer la información de comercio exterior del mes de diciembre de 2018. Los datos fueron sorprendentes pues en el último mes del año las importaciones de ropa volvieron a crecer (+7,5%) en comparación a mismo mes de 2017. El fenómeno estuvo explicado por los despachos de prendas de mayor valor, pues los precios promedios de la ropa importada crecieron 18,7% interanual. Si se analiza en términos de cantidades, las importaciones cayeron 9,5% en el período.

Lo llamativo es que este comportamiento se dio en un contexto donde el tipo de cambio real con China (principal origen de las importaciones de ropa del país) subió 27,7%, según información elaborada por el Banco Central de la República Argentina (BCRA). Es decir, donde se encareció la mercadería china por el salto del dólar en Argentina.

Sin embargo, el dato más llamativo fue que 2018 cerró con importaciones de ropa por un total de U$S 509,6 millones, cifra que representa un récord histórico para nuestro país (un crecimiento de 9,9% respecto al valor de 2017). Si la medición se realiza en kilogramos de prendas, las importaciones totalizaron 22.917 toneladas, 15,6% más que el año anterior.

En relación a las exportaciones de ropa nacional, durante los 12 meses del año 2018 acumularon un total de U$S 21,3 millones, lo que significó una caída de 34,9% respecto al nivel de 2017. Hace 10 años, Argentina exportaba U$S 106 millones de ropa, cinco veces el nivel del año pasado.

De esta forma, la balanza comercial de Argentina cerró 2018 con un déficit de U$S 488,3 millones. La caída de las exportaciones y el crecimiento de las importaciones es un proceso que tuvo lugar a lo largo de la última década, tornando cada vez más deficitaria la balanza del sector: en 2007 había sido sólo U$S 127 millones, según estadísticas del INDEC.

Las compras de ropa por parte de la población argentina continúan cayendo. Según la información publicada por el INDEC, las ventas de indumentaria en Shoppings del Gran Buenos Aires (Capital y Conurbano Bonaerense) disminuyeron 9,5% en noviembre de 2018 respecto a mismo mes del año anterior. En los supermercados de todo el país, la reducción de las ventas fue de 10,8%. Y en los comercios minoristas relevados por la CAME, la caída interanual de las ventas durante enero de 2019 fue de 10,6%.

La reducción de las ventas de indumentaria está fundamentalmente explicada por la fuerte caída del poder adquisitivo de la población argentina. En diciembre de 2018, el poder adquisitivo de los trabajadores formales se contrajo 14,6% comparado con mismo mes del año anterior, según el Instituto de Estadísticas de los Trabajadores (IET). Por su parte, el poder de compra de los beneficiarios de la seguridad social (jubilados, pensionados y asignaciones familiares) se contrajo 13,6% en enero de 2019 respecto a enero de 2018. Se trata de cálculos propios que surgen de comparar los aumentos nominales de 28,5% por la nueva Ley de Movilidad contra la inflación minorista del mismo período (48,7%).

En este contexto, la confianza del consumidor inició el año con una caída de 8% en enero respecto a diciembre de 2018, según la Universidad Di Tella. Sin embargo, analizando respecto a enero de 2018, el indicador muestra una caída de 26,7%.

El Relevamiento de Expectativas del Mercado elaborado por el BCRA[1] durante los últimos días hábiles de enero demostró que el mercado espera una inflación minorista de 29% para todo 2019 (0,3% más alta que la relevada el mes pasado). Las expectativas de caída del PBI de 1,2% para 2019 continuaron en el mismo nivel que el relevamiento pasado.

El crédito continúa prohibitivo para las empresas del sector. La tasa de interés para adelantos de cuenta corriente se ubicó en 58,6% anual en el último día hábil de enero, según el BCRA. Dicho valor está 30 puntos por encima de la inflación esperada para el mismo período. Esto representa una pérdida de competitividad para la producción nacional por motivos completamente ajenos a la productividad de nuestras empresas. Así, se torna indispensable que la autoridad monetaria continúe con la reducción de las tasas de interés y que el sector público implemente medidas concretas que efectivamente permitan el acceso al crédito a tasas diferenciales para las PyMEs del sector.

El precio de la energía eléctrica subió 46,2% en diciembre de 2018 respecto del valor de un año atrás, según datos del Instituto Estadístico de la Ciudad. Por su parte, la nafta súper se encareció 54,9%, empujando los costos logísticos del sector. Los precios de la ropa en Argentina mostraron un incremento interanual de 32,7% en noviembre de 2018 según estadísticas del INDEC, muy por debajo del nivel general de inflación de 48,7%.

La disminución de la fabricación nacional de indumentaria llevó a la destrucción de empleos “en blanco” en el sector. La última información disponible en el Ministerio de Producción y Trabajo indica que, entre el segundo trimestre de 2018 e igual período de 2017, se destruyeron 3.056 puestos, lo que representa una caída de 6,9% en el personal de nuestras industrias.

[1] Todos los meses el BCRA consulta a alrededor de 50 consultoras, centros de investigación, entidades financieras y analistas extranjeros respecto de las expectativas sobre el comportamiento futuro de una serie de indicadores (dólar, inflación, PBI, entre otros).

A continuación podrán descargar el Semáforo de la Indumentaria Argentina – Edición 2019: CIAI – Semáforo Febrero 2019

One thought on “Semáforo de la Industria de la Indumentaria Argentina – Febrero 2019”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *