Degustar bebidas y habanos de la mano de un mayordomo, mientras comprás ropa de lujo

~La Nación~ Nicolás Márquez creó La Restinga, una firma de indumentaria masculina que pone su acento en el lujo y en la experiencia de compra. Factura $ 10 millones y tiene cerca de 1000 clientes.

Licenciado en Relaciones del Trabajo por la UBA, con un posgrado en Negociación por el CEMA y una maestría en Agronegocios por la UdeSA, Nicolás Márquez va camino a convertirse en un emprendedor serial.

Su última apuesta, La Restinga, es una firma que se dedica a la comercialización de indumentaria masculina, nacida a mediados de 2015, y con la que emplea a cinco personas de forma directa

La idea surgió tras un viaje a Europa. “Estaba con mi novia en Berlín, entramos a un lugar privado de venta de indumentaria masculina, donde el concepto era la esencia del lugar, chico, de atención personalizada, buen servicio”, recuerda. A partir de ese momento, se propuso replicarlo en la Argentina “apuntando a un nicho de mercado conocedor, entendedor, que se veía obligado a viajar al exterior en busca de un producto sofisticado y moderno”…..ver nota completa

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *